viernes, 15 de mayo de 2009

Nacha Pop. "De MadriZ... al cielo"

Eran los finales de los 70, España aún no sabía respirar en libertad, no tenía demasiado claro cómo hacerlo, pero luchaba con todas sus fuerzas por conseguirlo y por tratar de entender qué era eso a lo que se estaba dando en llamar "transición".

Madrid despertó con ganas y se arrancó con su imparable "Movida"; una mezcla de corriente contracultural y Underground a la que el resto de ciudades españolas fueron sumándose poco a poco, pero con incomparables resultados. La Movida madrileña fue una bocanada de aire nuevo que los sectores más jóvenes de la ciudad repartieron a diestro y siniestro como tratando de hacerle el boca a boca a todo un país y darle algo de oxígeno.

Tuve la gran fortuna de ir a parar a Madrid durante los años 84 y 85 (avatares del destino. Había una "movida" y yo... no podía perdérmela a mis 20 años). Pude vivir esos momentos a tope y dejar que mi cuerpo se arrastrase por los locales de moda tales como: La Vía Láctea, El Penta, El sol, Rock-Ola, etc. Me enamoré de Madrid, de los madrileños y de todo y cuanto se cocía en ese puchero en el que las ansias de recuperar el tiempo perdido y de adquirir algo parecido a cierta modernidad, presionaban con tal fuerza que incluso arrastraron consigo a los políticos del momento que no tuvieron más remedio que hacer buena cara, mover sus cuerpos al ritmo del Rock & Roll, y como no... tratar de politizar la "situación", apuntarse algún que otro tanto y hacernos creer que todo aquello lo inventaban y lo promovían ellos. Lo cierto fue que, simplemente... no pudieron evitarlo.

En Madrid la juventud dio un paso adelante con sus propuestas culturales, con su modo de ver la vida, de cómo deseaba vivirla y salir del forzoso letargo al que se había estado sometido durante casi cuatro décadas. No había otro modo de hacerlo que con la rebeldía como arma y tomando conciencia de que no había por qué tener miedo a tener razón.

Los 70 se cerraban y se abría la puerta de los 80 de la mano, entre otros, de Nacha-Pop. Antonio Vega, líder del grupo, nos dejaba el pasado 12 de mayo después de 30 años sobre los escenarios. Su tema titulado "La chica de ayer" fue el más aclamado de la década ochentera dentro del panorama de la música Pop española; de algún modo y con aire intimista, reflejaba el inevitable cambio al que nos llevó la movida y todos cuantos la hicieron posible.

La noche del miércoles, en un programa de televisión, un personaje obligaba al público a ponerse en pie y a dedicar un minuto de silencio en recuerdo del recientemente fallecido Antonio Vega. Concretamente fue Risto Mejide en el programa Operación Triunfo. Silencio? Venga coño!... Menuda payasada. Lo que Antonio hubiese querido era que sonase Rock & Roll.

4 comentarios:

Mujer imperfecta dijo...

Completamente de acuerdo con lo del minuto de silencio.

Núria dijo...

Yo tb lo del minuto de SILENCIO lo hubiera cambiado por Rock and Roll...Yo no he conocido Madrid hasta el año pasado k fuí a la expo de Nancy con mi marido pero antes sólo la conocía de pasada por la m-30...Es la segunda vez k oigo hablar de La Via Lactea...sin duda tuvo k estar wapo...Petonets...

Lúa dijo...

Risto Mejide, como siempre, intentaba ganarse el apoyo y el "cariño" del público dedicando un minuto de silencio a Antonio Vega. Quizás lo consiga con un silencio, quién sabe, pero lo que has dicho es totalmente cierto. ¿Qué iba a desear el líder de Nacha Pop si no Rock & Roll en su honor? Desde luego, seguro que no era silencio, que es, ni más ni menos, que el opuesto a lo que significó su vida.



Un saludo,
Lúa Sintes.

PD: He encontrado tu blog en escritores.org Si quieres puedes pasarte y comentar en mi blog, en él hablo de una novela que estoy escribiendo actualmente.

abril en paris dijo...

Lo de Risto Mejide " tan espontaneo "...creo que busca la manera más " facilona " de llamar la atención..
Desde luego payasada.

Además de " La chica de ayer " que ya es de hoy, Antonio Vega era un rokero-poeta, y lo ha demostrado en sus últimos trabajos.
" De un lugar perdido " " El sitio de mi recreo "...

¡
Descanse en paz, por fin !

Salu2